Isekai Kaeri Ossan C5

Modo nocturno

Capítulo 5: Para volver en sí

Le pregunté a la doncella del santuario que mostró una sonrisa brillante y cautivadora, mientras me estremecía.

[¿C-Cuántos años tienes…? En este país, las mujeres no pueden casarse hasta que tengan al menos 16 años.]

[Qué coincidencia! Acabo de cumplir 16 el mes pasado, así que no hay problema.]

[Así es! Aunque tengas dieciséis años, sigues siendo menor de edad y necesitas el permiso de tu tutor para casarte. No tienes tutores en este mundo, así que nadie te dará permiso.]

Para una persona que conoce la ley, habría muchos agujeros en esta lógica. En este caso, fue bueno porque el oponente era ella.

En primer lugar, no tenía sentido que de repente me dijeran que me casara con alguien de otro mundo. Un extranjero que no tuviera un registro familiar y una tarjeta de identificación no pasaría el sistema matrimonial.

[Entonces, ¿Qué tal si Héroe-Sama se convierte en mi tutor?]

Dijo ella con indiferencia.

[¿Tutor…? ¿Yo? ¿Te refieres a convertirme en tu padre adoptivo?]

[Sí. Como nunca he visto la cara de mi padre, he querido saber lo que es tener un padre desde hace mucho tiempo. En el templo había muchas niñeras y figuras maternas, pero no había figura paterna.]

[Oh, ya veo… Bien, a partir de hoy, somos padre e hija. ¿Estás satisfecha?]

[Sí!]

[Entonces, no te aferres a mí.]

[Eeh~]

Dejé a un lado a Angélica y me levanté.

[Un padre y una hija no deberían hacer este tipo de cosas. ¿Lo entiendes?]

[No lo entiendo. Como padre, Héroe-sama tiene la autoridad para permitirme casarme, así que no hay nada más que nos impida casarnos, ¿No?]

[Como si existiera un padre tan diabólico!]

[¿Por qué no podemos casarnos? Somos un padre y una hija que no están emparentados por sangre, así que no hay problema, ¿Verdad?]

Agité la cabeza.

[Quiero tener un bebé de mi padre.]

[Eso es absurdo!]

Angélica se sentó en silencio mientras abrazaba sus rodillas. Sus labios hicieron pucheros mientras su cara mostraba insatisfacción.

[Además… Amo a Héroe-sama.]

[Es mentira. Nos acabamos de conocer.]

Pensé qué tipo de refutación se le ocurriría esta vez, pero no dijo nada. En vez de eso, su rostro se volvió triste y se quedó en silencio.

(¿Qué pasa con esa reacción herida?… ¿Lo dices en serio?)

De repente pensé que había cometido un terrible error.

Mientras yo estaba en pánico, Angélica habló en voz baja mientras miraba al aire.

[Me ofrecí como voluntaria.]

Su voz vaciló y su cuerpo tembló.

[El mes pasado, nos preguntaron si había alguien entre las doncellas del santuario sagrado que pudiera estar casada con Héroe-sama. Seis doncellas de santuario se ofrecieron como voluntarias. Se hizo un nuevo juicio y se envió a la candidata más adecuada. Esa soy yo.]

Su cuerpo dejó de temblar.

[Cuando te ofreciste como voluntaria, ¿Has pensado alguna vez que serías enviada a mi mundo? Entonces, ¿Por qué…?]

[Eres el héroe que derrotó al rey demonio.]

[¿Esto es por mi fuerza?]

[También estaba esa razón, pero… Pensé que necesitaba ayudar a Héroe-sama…]

Angélica se detuvo.

[Quiero decir, ¿No es Héroe-sama demasiado lamentable? Salvaste nuestro mundo a costa de algo que te es muy querido. Pero después de eso, te enviaron de vuelta a casa sin recibir nada a cambio.]

[Ya veo… lástima, huh?]

[Mou! Haces que suene tan mal.]

Angélica hinchó sus mejillas y se acercó a mí a cuatro patas. En la pose llamada leopardo hembra, un valle blanco puro es visible desde su escote.

[Héroe-sama y yo somos iguales.]

[¿Iguales?]

[Los desastres naturales y las enfermedades; debido a que la gente tenía miedo de estas cosas, ofrecieron bebés a Dios. Las doncellas del santuario sagrado nunca se pondrían en contacto con los hombres para mantener su cuerpo puro, encadenadas para el resto de su vida. De esa manera, las doncellas de los santuarios sagrados eran usadas como objetos para agradar a Dios.]

La pequeña mano de la chica tocó la mía.

[Héroe-sama es la fuerza, mientras dedicamos nuestra castidad a la gente. Nuestras vidas son usadas para otros, y nosotros somos los sacrificios. Entonces, ¿Cuál es la diferencia?]

(—Soy feliz. Ser elegida como sacrificio, significa que soy tu mujer más amada, ¿Verdad?)

La palabra ‘sacrificio’ me trajo recuerdos de Elsa.

Soy un sacrificio. El héroe es un sacrificio para las masas. Me había convencido de que así era la vida, que no se podía evitar, pero…

[Junto conmigo, ¿Por qué no recuperamos la vida que ha sido aplastada por todos los demás?]

Los dedos de Angélica acariciaron mi mejilla.

[Vamos a vengarnos para calmar nuestros corazones… Ser más felices que esa gente y recuperar nuestro verdadero yo.]

[Verdadero… yo…]

[Estaba bastante asustada antes de conocer a Héroe-sama. Me preguntaba que clase de persona era Héroe-sama. Pero, está bien ahora… Héroe-sama es más guapo de lo que pensaba. Tienes ojos que parecen muy solitarios. Parece que aún no puedes olvidarte de Elsa-san.]

Poco a poco, puso sus suaves labios sobre los míos. Eran labios suaves, húmedos, tan húmedos que serían suficientes para encender mi lujuria.

Sin embargo, tiene un efecto inverso. Fue un gran error decir el nombre de Elsa delante de mí. Sentí que mis emociones se enfriaban rápidamente.

La única mujer a la que he amado…

La mujer a la que maté…

… No eres tú!!

Suavemente agarré su hombro y la empujé.

[Detengamos esto.]