Tou no Madoushi C5

Modo nocturno

Capítulo 5: Compañero de Cuarto

Lynn se despertó en una cama en el cuarto médico.

Con el olor desconocido de las píldoras medicinales y la luz suave, Lynn no sabía dónde estaba.

[Oh, veo que ya estás despierto.]

Una mujer que llevaba gafas y una bata blanca dijo mientras asomaba la cara por un costado.

[Esto es…]

[El consultorio médico. Es bueno ser joven, te curas rápido.]

Después de escuchar que se estaba recuperando, Lynn recordó que había perdido el conocimiento después de luchar contra el león.

[Uhmm… ¿Cuánto tiempo he estado durmiendo aquí?]

Preguntó después de mirar por las ventanas y darse cuenta de que la noche ya había caído. Recordó que era el atardecer cuando llegó a la torre.

[Alrededor de una hora. ¿Sientes algún dolor o náuseas?]

La mujer preguntó mientras le tomaba el pulso a Lynn.

[No. Estoy bien.]

[¿Es así? Entonces te doy el alta.]

Mientras la señora lo decía, se dirigió hacia el escritorio y comenzó a escribir algo.

[Ya puedes irte. El encargado del dormitorio está esperando afuera. Serás guiado a tu habitación.]

Con una actitud que mostraba que ya no estaba interesada en Lynn, la mujer dijo mientras mantenía sus ojos en el documento.

Cuando Lynn salió de la habitación escuchó: ‘Si alguna vez te sientes mal, ven aquí.’

El gerente del dormitorio era una mujer alta de mediana edad con un físico robusto.

[Encantada de conocerte. Soy la gerente del dormitorio, Knor. Estoy a cargo principalmente de los aprendices de mago. ¿Tu cuerpo está bien ahora?]

[Sí, estoy bien.]

[¿Es así? En primer lugar, necesitamos asignarte una cama para hoy. ¿Tienes alguna mesada de tus padres?]

[… No, no tengo.]

[Entonces, ¿Del mentor que te recomendó? ¿Has oído algo sobre la asistencia financiera?]

Lynn intentó recordar si Yuin alguna vez dijo algo así.

No se le ocurrió nada en particular, y tampoco creía que Yuin se molestaría en pagar por él.

[No, no he oído nada en particular.]

[¿Es así? Entonces, tendrás que ganar dinero por ti mismo.]

[¿Quieres decir que tengo que pagar el alquiler?]

Lynn pensó que viviría gratis en la torre mientras aprobara el examen.

[Es necesario. ¿No es eso obvio? Necesitas dinero para todo en este mundo. ¿Tienes dinero a mano?]

[Nada en absoluto.]

[¿Es así? Por favor, utiliza el Sistema de Préstamo. Es un sistema que permite a los aprendices de mago pedir dinero prestado a una tasa de interés baja. Eso cubrirá tus gastos de vida por el momento.]

Lynn se puso incómodo. Aunque pidiera dinero prestado, ¿Qué haría cuando se le acabara el dinero?

[Está todo bien. Hay muchos aprendices de mago que no tienen dinero de bolsillo y ganan su propia matrícula ellos mismos. Hay una gran cantidad de trabajos de mago en la torre. Es fácil conseguir un trabajo, aunque acabes de llegar aquí. Sin embargo, no malgaste tu dinero. Hay mucha gente que se endeuda hasta el cuello y se vende cada año.]

Después de leer la expresión asustada de Lynn, Knor le dijo para animarlo.

[Los procedimientos para el Sistema de Préstamos se realizan allí. Por el momento, te registraré como un mago que no tiene mesada, que es la tarifa de alquiler más baja. ¿Te parece bien?]

Lynn honestamente no tenía otra opción.

[Sí. Por favor, hágalo.]

[De acuerdo, entonces no perdamos más tiempo y te mostraré el lugar. Estaba preocupada ya que era un momento irregular para entrar en el dormitorio, pero por suerte la habitación más barata está disponible. Sin embargo, tendrás que compartirla. Bueno, no es como si estuvieras en posición de quejarte para ser honesta. Pero está bien, ¿Verdad?]

Aunque sintió que se añadían más y más condiciones, realmente no había nada que Lynn pudiera hacer.

Pero se sintió un poco renovado.

Y así, todo se decidió rápidamente.

Sin ninguna oportunidad para que él exprese su opinión.

Knor se levantó y se preparó para salir de la sala de espera del consultorio médico.

Lynn la siguió.

[Oh, olvidé decirlo antes, pero…]

Como si recordara algo, Knor se detuvo repentinamente y se volvió.

[Felicidades por aprobar el examen. Bienvenido a la torre.]

Eso hizo que a Lynn le gustara un poco más Knor.

Lynn fue guiado a la zona residencial por Knor.

Para pasar de la sección en la que se encontraba el consultorio médico a la sección residencial, era necesario volver a subir al ascensor.

Knor le enseñó qué ascensor usar para llegar a la zona residencial.

[¿Sabes leer caracteres mágicos? Bueno, dudo que puedas. Este carácter. Si coges el ascensor que tiene este carácter escrito, puedes ir a la zona donde viven los aprendices de mago, ahí es donde vivirás.]

Knor rompió una página de su cuaderno de notas y se la dio a Lynn.

Después de lanzar un hechizo, caracteres emergieron del papel en blanco.

[Los caracteres desaparecerán después de unos días. Escríbelo en otro papel más tarde. No puedes vivir aquí a menos que leas esto. De alguna manera, deberías poder saber qué ascensor tomar, incluso sin una nota.]

[¿Cómo se lee este carácter?]

[Se lee ‘Rat’s Nest.] (TN: Nido de Ratas)

Lynn pensó que era un nombre terrible.

[Para ir a la habitación, dices: ‘Rat’s Nest, piso 30’. ¿Quieres intentarlo?]

[¿Puedo hacerlo?]

[Deberías ser capaz de hacerlo. Entiendes las palabras mágicas, ¿Verdad? Intenta hacerlo mientras recuerdas la sensación que obtuviste al usar el anillo.]

El corazón de Lynn latía con fuerza. Nunca pensó que sería capaz de usar magia tan rápidamente. Imitando a Knor, Lynn lo intentó y cantó. Pero no podía pronunciarlo bien.

[Necesitas más práctica. Bueno, asegúrate de practicar mucho.]

Después, Knor lanzó el hechizo y el ascensor empezó a moverse.

[Los caracteres mágicos son importantes. Sin ellos, no se puede hacer nada aquí. Asegúrate de aprenderlos pronto. Tampoco podrás aprobar el examen de ingreso a la academia.]

[¿Examen de ingreso? ¿Necesito hacer más exámenes?]

Sin embargo, el examen anterior también sirvió como examen de ingreso a la academia.

[Sí, los harás. Todas las clases de la academia se imparten con palabras mágicas. No importa cuán calificado estés, no puedes entrar a la academia si no entiendes las palabras mágicas. Lo que aprobaste fue el examen práctico. Para entrar en la academia, además del examen práctico, es necesario aprobar el examen escrito. Se supone que ambos se hacen uno tras otro. ¿Fue tu Maestro? O tal vez uno de los examinadores decidió que no podías y sólo se hizo el examen práctico.]

[… Examen escrito.]

[Verás, algunos de los hijos de los nobles. Estudian hasta cierto punto las palabras mágicas antes de llegar a esta torre, por lo que aprueban ambos exámenes al mismo tiempo. Un chico como tu debe aprobar el examen escrito por sus propios esfuerzos. Además, te estás retrasando en tu incorporación. Así que, tienes que estudiar mucho más.]

Lynn se sentía desanimado.

A pesar de que apenas podía leer y escribir en su propio idioma.

Se preguntaba si ahora podría recordar un idioma completamente nuevo.

[No tomes a la ligera el examen de ingreso. Es bastante difícil. Hay algunas personas que no pueden pasar sin importar cuántas veces lo intenten. Y está la matrícula. Debes ganártela tú solo. Te pueden conceder una beca hasta cierto punto, pero eso es sólo para los que tienen buenas notas.]

El Rat’s Nest en el piso 30 era, como su nombre indica, un lugar sombrío.

Caminando detrás de Knor, Lynn se movió por el largo pasillo.

Las puertas se colocaron a intervalos regulares.

En cada una de estas habitaciones vivía un aprendiz de mago.

Lynn se sintió un poco aliviado.

Le preocupaba el tipo de gallinero al que lo llevarían, pero esto parecía ser mucho mejor que la tienda de esclavos a la que solía ir en el pasado.

El lugar donde dormía Lynn entonces ni siquiera tenía una puerta adecuada.

[Está aquí.]

Knor se detuvo frente a una habitación.

Llamó a la puerta.

Sin embargo, no hubo respuesta.

Entonces Knor empezó a llamar a la puerta con más fuerza.

Esa acción asustó a Lynn.

[Theo! ¿Ya estás durmiendo? ¿Puedes levantarte un poco? Theo!]

Al poco tiempo se abrió la puerta y salió un muchacho con el cabello espinoso y una mirada traviesa.

[Ruidosa. ¿Sabes qué hora es?]

Parecía que ya estaba dormido. El chico llamado Theo respondió mientras se frotaba los ojos.

[Oh, es sólo Knor. ¿Qué quieres a estas horas? ¿Quién eres?]

Con una mirada cansada en sus ojos, Theo se fijó en Lynn.

[Se acaba de convertir en aprendiz de mago; su nombre es Lynn. Decidí que lo dejaría vivir en esta habitación. Es nuevo aquí, y no sabe muchas cosas, pero espero que puedas enseñarle lo básico.]

[¿Un nuevo aprendiz de mago? ¿En este período?]

Theo miró sospechosamente a Lynn.

[Bueno, algo así. De todos modos, deben llevarse bien, ya que ambos hablan el idioma triariano y tienen una edad muy cercana. También es igual que tú, un chico que no recibe dinero de sus padres. Entonces, te lo dejo a ti.]

Diciendo eso, Knor se fue rápidamente.

[En serio, esa vieja bruja. Egoístamente dándome más cosas de las que preocuparme. A pesar de que tengo que levantarme temprano mañana.]

Theo invitó a Lynn a la habitación mientras murmuraba sus quejas.

(Tiene una boca bastante mala)

En la habitación había sólo dos camas, una estantería y un armario.

[Esta cama es la mía. La tuya es la de allá.]

Lynn miró la cama que se decía que era suya. Había libros y ropa encima, algunos papeles, tinta y otros artículos desordenados en la parte superior de la cama.

Parecía que llevaría algún tiempo limpiar.

[Entonces, ¿Te llamas Lynn? ¿De dónde vienes?]

[Keare.]

[¿Keare? No he oído hablar de ello. Oh, espera un segundo. Voy a limpiar la cama ahora mismo.]

[Está bien. Necesitas levantarte temprano mañana, ¿Verdad? Puedo dormir en el suelo.]

[Sólo toma un momento si usas magia.]

Theo cogió un bastón que estaba apoyado contra la pared, y luego lo movió mientras cantaba un hechizo.

[‘Regresa!’]

Después, los objetos que estaban encima de la cama empezaron a moverse por sí mismos. Lentamente a la deriva por el aire, los libros regresaron a la estantería, la ropa se metió en el armario, y el resto de los artículos regresaron a sus lugares originales mientras flotaban suavemente.

Theo sonrió al ver al sorprendido Lynn, que tenía una cara de asombro.

[Pronto tú también serás capaz de hacer esto. Puedes entender palabras mágicas, ¿Verdad?]

[Sí.]

[Soy Theo Galfield. Llevémonos bien de ahora en adelante.]

Estiro la mano.

Y con un poco de reserva, Lynn le dio la mano a Theo.