Cheat Skill V6 C2 – 4

Modo Noche

▼▼▼▼

“Bien, mesa tres, dos fideos yakisoba, por favor!”

“Aquí, un vaso de cerveza!”

“U-Um, dos curry, por favor!”

—Antes de que nos diéramos cuenta, estábamos trabajando temporalmente en la casa de playa de Ginji-san, lo cual era diferente a nuestro propósito original de jugar en la playa.

La buena idea de Sawada-sensei fue que trabajáramos como ayudantes. De repente pensé en el comportamiento de Sawada-sensei en ese momento.

Sawada-sensei dijo — “Aquí están algunos de los hombres y mujeres más hermosos de la escuela. Así que me gustaría pedirles que sean nuestro personal de ventas.”

“¿Personal de ventas?”

“Por supuesto, les pagaremos.”

—Con eso en mente, comenzamos nuestro trabajo aquí. Además, Ginji-san parecía estar algo preocupado por la falta de clientes, así que cuando nos pidió que le ayudáramos, aceptamos el trabajo.

Ginji-san nos invitó un yakisoba. También tuve la oportunidad de probar su curry, que también estaba muy sabroso. Así que creo que la comida de Ginji-san atraerá a muchos clientes que la prueben, y yo voy a ayudarlo con eso.

En cuanto empezamos a trabajar como camareros, muchos clientes masculinos vinieron a ver a la bella Kaori y a las demás, y gracias al guapo Ryo y al simpático animalito Shingo-kun, también vinieron muchas clientas.

A medida que el número de clientes aumentaba, Ginji-san cocinaba a un ritmo increíble.

“Ahhh! Ese es un grito de felicidad, oi!”

“Oh, papá, sigue con el buen trabajo!”

“Rie, al menos deberías ser capaz de cocinar también!”

Sin embargo, como Sawada-sensei no sabía cocinar, no podía ayudar a Ginji-san. En su lugar, ella estaba haciendo todo lo posible para lavar los platos. Ryo y yo nos ofrecimos a ayudar con los platos, pero Ginji-san dijo que se encargaría él mismo, así que pusimos todo nuestro esfuerzo en llevar la comida.

“—Dos yakisoba y dos cervezas, ¿Correcto?”

“”…..””

“¿U-Um?”

“Por favor, dame un apretón de manos!”

“¿Sí?”

“Oh, eso no es justo!”

“Por favor, hazte una foto conmigo…!”

…Recibía algunos pedidos extraños como este con bastante frecuencia, pero creo que las cosas en general iban bien. A medida que aumentaba el número de clientes, el boca a boca parecía extenderse y, finalmente, llegaron suficientes clientes para llenar la casa de playa de Ginji-san.

“¿No son todas las camareras de aquí de alto nivel?”

“Las chicas son súper lindas!”

“Y los chicos también son increíbles!”

“¿Es una especie de evento?”

“Pero el yakisoba está delicioso!”

“El curry también está bueno!”

Podía escuchar las voces de varios clientes, y parecía que no tenían nada malo que decir. La comida de Ginji-san estaba deliciosa, ¿Verdad?

Ahora no sólo tenía que llevar la comida, sino también recoger los platos después de que los clientes se fueran, y se estaba volviendo demasiado para mí. Así que aumente el número de platos que llevaba a la vez.

“H-Hey, eso es…”

“Eh, increíble…”

“¿Cuántos puede llevar…?”

Puse bandejas en mis manos y brazos, coloqué platos encima de ellas y las apilé en mi cabeza, llevé una cantidad considerable de platos. Es mucho trabajo, pero mi cuerpo mejorado tenía el equilibrio y la fuerza para llevarlos sin dificultad. Me alegro de ser útil en estos aspectos.

“Tenjou. Necesito tu ayuda.”

“¿Sí? ¿Qué pasa?”

“Estamos a punto de quedarnos sin comida, así que necesito tu ayuda para comprar más. Parece que eres el que tiene más fuerza.”

“¿Es así?”

“¿De qué estás hablando? Eres el chico que luchó con un oso en la excursión, ¿Cierto?”

Así es. Así que, mientras Sawada-sensei me llevaba a comprar comida, ocurrió un incidente.

▼▼▼▼

“U-Um, por favor, no!”

“¿Eehh? Vamos, divirtámonos juntos.”

“Sí, sí, te enseñaremos a divertirte.”

Un grupo de clientes masculinos de piel bronceada agarraban los brazos de Kaori. Al ver eso, Kaede, que estaba cerca, los llamó.

“¿No podrían dejar de hacer eso? La están molestando.”

“Ah, tú también eres linda!”

“Sí, tú también puedes salir con nosotros!”

“Vamos, vamos, llevemos a tus otras amigas.”

“P-Por favor, paren!”

“Hey, chicos—”

Ryo, que estaba cerca, intentó detenerlos, pero uno de los clientes masculinos, un hombre musculoso, se interpuso en su camino.

“No te metas en nuestro camino.”

“No me estoy entrometiendo; te estoy diciendo que pares.”

“Si quieres que me detenga, adelante, inténtalo. ¿Qué puedes hacer, maldito flaco? ¿Eh?”

“Kuh…”

Cuando uno de los hombres que rodeaban a Kaori y Kaede empujó a Ryo, éste se tambaleó fuertemente.

A Ryo se le daban bien los deportes, y no era en absoluto frágil. Sin embargo, todos los hombres que rodeaban a Kaori y a las demás eran mucho más musculosos y altos que Ryo, lo que los hacía bastante intimidantes.

En cuanto al número de personas, la situación no era buena, y el ambiente en toda la tienda era cada vez peor—

“—Oh, disculpen, tengo que pasar por aquí.”

“Y-Yuuya-san!”

Yuuya, que acababa de volver de hacer las compras, regresó con las dos manos llenas de bolsas. Sin embargo, como acababa de volver de comprar, Yuuya no pudo comprender la situación y se dirigió a Kaori y a las demás sin dudarlo, ya que tenía algo que hacer.

“Disculpen. Por favor, discúlpenme un momento.”

“¿Huh?”

Uno de los hombres levanto las cejas en señal de desagrado al ver que Yuuya se acercaba sin reparos.

“Hey tú, ¿Acaso no ves? Estamos teniendo una agradable conversación con estas chicas ahora mismo. Piérdete!”

“¿Huh? Oh, lo siento. Pero estamos un poco cortos de personal, así que necesitamos que estas dos nos ayuden…”

“¿Huh? No entiendes la situación, ¿Verdad?”

“Aunque digas eso…”

Gracias a Sawada-sensei, que regresó antes con más ingredientes, los pedidos que se habían detenido empezaron a moverse y la tienda se volvió a agitar.

“Por el momento, las dos tienen trabajo que hacer, así que las llevaré conmigo. A cambio, escucharé lo que tienen que decir…”

“Tú, tú sólo…”

Para impedir que Yuuya se llevara a Kaori y Kaede, el hombre agarró el brazo de Yuuya, pero éste no se detuvo.

Entonces, Kaori y Kaede se liberaron de las manos del hombre y entraron inmediatamente a la tienda de Ginji-san. Al ver esto, Yuuya se sintió aliviado por un momento, tomó aire y trató de regresar también para dejar las bolsas en sus manos.

Sin embargo, los hombres se pusieron en posición para rodear a Yuuya.

“Hey, ¿Estás metiéndote con nosotros?”

“¿E-Eeh? Q-Que p—”

“Cállate de una puta vez!”

“Kyaaaaaaa!”

Gritaron las otras clientas cuando el hombre ataco repentinamente a Yuuya. Pero Yuuya, que fue atacado por el hombre, estaba en pánico por algo totalmente distinto.

(Atacarme repentinamente… Es peligroso para los otros clientes y también destruirá la propiedad de la tienda!)

Sin entender en absoluto la razón, Yuuya estaba igual de confundido por ser atacado, pero estaba más preocupado por los clientes que lo rodeaban que por ser atacado, ya que los hombres se lanzaron a toda velocidad.

Mientras evitaba el ataque de un hombre mientras pensaba en eso, los otros hombres atacaron a Yuuya uno tras otro. Para poder hacer algo, Yuuya intentó moverse, pero recordó que aún tenía las bolsas de las compras en las manos.

Al darse cuenta de que no podría moverse correctamente, lanzó las bolsas de las compras al aire y detuvo suavemente los puños y las patadas de los hombres, luego los enderezó a todos en posición vertical y los mantuvo allí. Justo entonces, las bolsas de las compras volvieron a las manos de Yuuya.

“¿Huh?”

“¿O-Oh?”

Los hombres no sabían qué había pasado y, por alguna razón, ladeaban la cabeza al ver que estaban en posición vertical. Cuando Yuuya confirmó que no había daños en los objetos circundantes ni en los clientes y que los hombres no estaban heridos, soltó un respiro.

“Por favor, no se pongan violentos. Hay clientes aquí…”

Las personas volvieron a la realidad cuando Yuuya le dijo eso a los desconcertados hombres que intentaron atacarlo de nuevo, pero…

“O-Oi, tú—”

“—Pensé que había mucho ruido cuando me concentraba en cocinar… Ustedes, ¿Qué hacen?”

“¿Ah? Hyii!”

Ginji-san estaba mirando a los hombres con ira en su rostro rudo. Su expresión era tan aterradora que todos los hombres que antes habían estado muy enérgicos se asustaron mucho.

“Ustedes… tienen mucho valor. Me pregunto si están listos para ser picados y usados como relleno para el yakisoba. ¿Huh?”

“””L-Lo siento muchoooooo!”””

Los hombres salieron corriendo de la casa de playa con lágrimas en los ojos gracias a Ginji-san, que no parecía una persona normal. Todos ellos, incluidos los invitados de alrededor, se quedaron atónitos ante la escena, y Yuuya agachó inmediatamente la cabeza.

“Lo siento, Ginji-san. Muchas gracias por la ayuda.”

“¿Hmm? Yo no he hecho nada. ¿Están bien?”

“S-Si! Estamos bien!”

“Ryo-kun y Yuuya-kun nos ayudaron…”

“No, yo no hice nada. Yuuya fue el que las salvó.”

“Ya veo… Yuuya, eres increíble! Cuando miré de cerca, pude ver que has estado trabajando como un loco…”

“Tenjou es uno de los más dotados físicamente de nuestra escuela. Todos los profesores de educación física estaban asombrados. Dijeron que podría estar en las Olimpiadas.”

“Es así…”

Las mejillas de Ginji-san se estremecieron ante la información proporcionada por Sawada-sensei. Y entonces los invitados de alrededor comenzaron a aplaudir.

“Ha sido increíble!”

“Sí, sí! Ha sido como ver la escena de una película!”

“Es decir, sólo he visto movimientos así en mangas!”

“Fue muy rápido; apenas pude verlo!”

“Um, bueno, eso…”

Yuuya, que no esperaba ser elogiado, quedó perplejo ante la reacción de la gente que lo rodeaba.

Ginji se rio de la situación y se dirigió a sus clientes.

“Bueno, nuestro camarero es impresionante, ¿Verdad? Bueno, por favor, sigan disfrutando de su comida.”

…Así, a pesar de los problemas, la tienda de Ginji-san, gracias al duro trabajo de Yuuya y los demás, así como a la cocina de Ginji, consiguió las mayores ventas de su historia.

⇐ ノ(>_<ノ )

⇑٩(^▿^)۶⇑

(ノ>_<)ノ ⇒